Inicio
Actualidad
Turismo MICE

El turismo MICE recompone su agenda de eventos y obstáculos

La recuperación del turismo MICE es una realidad, Márgenes de rentabilidad al mínimo. Expectante por elecciones, falta de conectividad y tipo de cambio.

Superada la pandemia del Covid-19 y tras haber registrado pérdidas estimadas en $ 65 mil millones durante 2020 y 2021, el turismo MICE en Argentina recompuso su agenda de eventos.

Si bien sostiene una moderada reactivación en 2023, los números siguen lejos de las 7.743 reuniones identificadas y de los casi $ 36 mil millones de impacto económico generados en 2019. Los márgenes de rentabilidad también corren desde atrás.

Asimismo, los referentes del sector celebran la actualidad del segmento, pero advierten que para hablar de crecimiento y ganancias habrá que esperar hasta el año próximo.

Además, insisten en que la industria urge de políticas públicas específicas, tales como incentivos para captar eventos o exenciones fiscales; mientras que aseveran que entre los principales desafíos sobresale recuperar la posición alcanzada en 2019 en el ranking mundial de congresos internacionales.

Un negocio al límite

Celebrando que el modelo híbrido va en desmedro de la “nueva vieja normalidad” -el 79% de los eventos de negocios se concretaron de forma presencial el año pasado-, los empresarios subrayaron que son pocos los eventos o las ferias que corresponden a reprogramaciones pandémicas.

En números estiman que se recuperó el 60% de la actividad versus 2019; así como admitieron que los congresos internacionales son los que más tardan en recuperarse porque necesitan una proyección de tres años desde la captación.

Asimismo, ponderaron que el mercado recuperó la confianza de los expositores y visitantes, y destacaron el cronograma de eventos internacionales en 2023.

Sin embargo, puntualizaron que la inflación y devaluación son las principales preocupaciones de la industria; así como identificaron que la poca previsibilidad e inestabilidad cambiaria que hay en el país comprometen las ferias y exposiciones a futuro.

Cuando tienes que hablar de un evento a seis meses, nueve o 12 meses, el contexto de poca o nula previsibilidad hace que este negocio sea difícil de realizar o muy costoso”, explicaron, para afirmar que esta situación le resta competitividad al destino.

En sintonía, comentaron que hay especulación y sobreprecios en las tarifas, lo que genera problemas en toda la cadena de valor.

Hoy, cualquier proveedor que cotice a un año, va, por lo menos, a tratar de no perder dinero. Esto implica una cotización que está, en algunos casos, hasta sobredimensionada por las dudas”, señalaron, para aclarar que se trata de un negocio donde la rentabilidad es muy fina y mantener los presupuestos a 12 meses vista se torna casi inviable.

Asimismo, continúan preocupados por la lenta recuperación de la oferta aérea, cuya falta de asientos compromete aún más los márgenes de las empresas.

En esta órbita comentaron que siendo históricamente el segmento MICE un negocio durante la contra estacionalidad, la pospandemia provocó un cambio en el comportamiento de la demanda vacacional que generó una mayor oferta de butacas y la disparada de los tickets aéreos.

Consultados por la falta de capital humano calificado, enfatizaron que no son ajenos a la problemática mundial, y lamentaron: “Se perdieron muchos perfiles profesionales, no solamente operativos, sino también de mandos medios, coordinadores y directores técnicos de ferias y exposiciones”.

Por otra parte, aseguraron que el segmento aún requiere de una ayuda estatal específica, tales como incentivos para promover la captación de eventos, exenciones fiscales, créditos blandos para sumar tecnología y facilidades para incorporar personal.

Radiografía del turismo MICE en Argentina

Durante el año pasado se identificaron 4.192 reuniones (+146% vs. 2021, pero un 45% menos que en 2019), correspondientes a las agrupaciones de Congresos y Convenciones (C&C) y Ferias y Exposiciones (F&E), distribuidas en 266 localidades del país. Adicionalmente, se registraron 105 Eventos Deportivos Internacionales (EDI) y 92 encuentros de Incentivos (INC).

Estas se concentraron durante el segundo semestre, en particular entre agosto y noviembre, con el 59%. Además, tomó relevancia el período desde abril a junio, agrupando el 24% de las reuniones.

“El 86% de las reuniones identificadas correspondieron a la agrupación C&C (3.594 reuniones); al tiempo que el 14% representó a F&E (598)”, comunicaron desde el Observatorio Económico de Turismo de Reuniones de la República Argentina (OETR).

Considerando las categorías, la mayoría (39%) correspondió a reuniones de tipo asociativas, seguidas de las académicas con el 34%, las corporativas con el 14% y, finalmente, las gubernamentales con el 13%.

Con relación a la distribución de las reuniones, la Ciudad de Buenos Aires acaparó el 20% y la provincia de Buenos Aires el 13%.

Córdoba (10%) y Mendoza (8%) concentraron el 51% del total; mientras que las provincias de Tucumán y Santa Fe representaron el 7% cada una; Entre Ríos, el 6%; y las provincias de Jujuy, San Juan y Chaco alcanzaron el 5% cada una. Salta representó el 4% de las reuniones identificadas y el 10% restante se encuentra repartido entre el resto de las provincias.

Por otra parte, el OETR Argentina estima un total de 3.223.534 visitantes asistentes a las reuniones identificadas en 2022, de los cuales el 32% asistió a C&C y el 68% a F&E; así como calcula que generaron un gasto total superior a $ 139 mil millones, monto que toma en cuenta los gastos realizados en alojamiento, transporte, alimentos, excursiones, entretenimiento, compras realizadas e inscripción.

La premisa de recuperarse internacionalmente

En 2022, el ranking mundial de países elaborado por ICCA continuó siendo liderado por los Estados Unidos con 690 congresos internacionales. El top five lo completaron: España (528), Italia (522), Alemania (484) y Francia (472).

Con 104 congresos internacionales, Argentina se ubicó en el puesto 27, bajando nueve puestos respecto a 2019; así como descendió dos posiciones a nivel continental en comparación con la prepandemia (finalizó en el 5° puesto).

Por su parte, con 66 congresos internacionales, la Ciudad de Buenos Aires se ubicó en el 1° puesto entre las urbes del continente americano, superando entre otras a Montreal, Ciudad de México y Vancouver.

Cabe destacar que el año pasado un total de 18 destinos argentinos fueron sede de al menos un congreso internacional según los parámetros de ICCA.

Después de la Ciudad de Buenos Aires se destacan las ciudades de Córdoba (7), Mar del Plata (5), Salta y Rosario (4), La Plata, Mendoza y San Carlos de Bariloche (3) y Santa Fe (2 congresos).

En cuanto a las sedes de los congresos internacionales en Argentina el podio lo conforman Universidades/Centros de Estudio (31%), Hoteles (26%) y Centros de Convenciones (12%); al tiempo que las principales temáticas fueron: Medicina (18%), Ciencias Naturales y Exactas (11%), Ciencias Históricas y Sociales (9%), Derecho (8%) y Tecnología (6%).

En números

  • 4.192 fueron las reuniones identificadas en 2022.
  • + 10 millones de asistentes totales participaron en eventos el año pasado.
  • $ 139 mil millones fueron los gastos totales.
  • 4.591 puestos de trabajo directos son generados por el turismo de reuniones.
  • 27º es el lugar que ocupa Argentina en el ranking mundial de ICCA.
  • 60% es la porción de mercado recuperada desde la prepandemia.
  • $ 65 mil millones son las pérdidas estimadas tras casi dos años de inactividad.
  • 54 son los destinos nacionales preparados para ser sedes de eventos internacionales.
  • 31 Bureaux de Congresos y Convenciones tiene el país, distribuidos en 20 jurisdicciones.

El turismo romántico, un negocio para enamorarse

Muchas parejas sueñan con dar el “sí” en un paraíso tropical, con los pies en la arena y el mar Caribe de testigo. Riviera Maya y Punta Cana son los destinos más elegidos por los argentinos enamorados.

En la pospandemia el turismo de bodas se impone entre las preferencias de los turistas nacionales que buscan celebrar el amor. Este público opta por opciones que van desde entregas de anillos, lunas de miel, despedidas de solteros, aniversarios de novios, renovación de votos, y hasta viajes previos a la maternidad, segundas nupcias o Family Moons.

Entre sus servicios, en los destinos de playa los establecimientos todo incluido están en la constante búsqueda de propuestas románticas; así como de facilitar el proceso de planificación y coordinación del evento según el presupuesto y las preferencias de la pareja.

Por otra parte, una tendencia excéntrica que crece entre las demandas del mercado local es casarse entre viñedos andinos, montañas patagónicas, valles salteños o las sierras de Tandil. Estos son algunos de los paisajes turísticos favoritos de quienes deciden tener una “Destination Wedding” al aire libre.

Cabe destacar que las nuevas generaciones también se ven atraídas por los parajes coloniales, escenarios urbanos, ceremonias sustentables con proveedores y artesanos de la comunidad local, y propuestas de aventura, como llevar a cabo la boda durante un vuelo en globo aerostático.

Otras noticias que pueden interesarte:

Agencias de viajes y hoteles: beneficios fiscales y líneas de crédito

Tras múltiples estafas, desaparece el dueño de la agencia de viajes Sin Escalas

FIT 23: Chaco se baja y otros reclaman por los precios de arquitectura

PreViaje 5, todo lo que tenes que saber

Bariloche en llamas: Cerro Catedral subió las tarifas casi un 200%

Temas relacionados

Dejá tu comentario