NUEVA NORMALIDAD EN DESTINOS

URUGUAY. Reapertura de centros termales

Con ciertas restricciones se habilitarán los centros termales, la fecha prevista es la semana previa a las vacaciones de invierno (julio).

Con una agenda de aperturas pautadas por el gobierno uruguayo, se habilitarán los centros termales pero con ciertas restricciones para evitar el contagio del Covid-19. La fecha prevista será semana previa a las vacaciones de invierno (julio).

El protocolo dispone el uso de tapabocas en las zonas anexas a la piscina manteniendo distanciamiento de grupos. Además, los centros funcionarán al 50 % de su capacidad y con horario reducido para su desinfección.

PROTOCOLO PARA PARQUES TERMALES.

El documento establece las disposiciones para la reactivación de la actividad turística, en lo que corresponde a la segunda etapa. Contiene medidas preventivas específicas relativas a la utilización de piscinas públicas, control de la capacidad y la desinfección frecuente de los espacios comunes.

"Hemos trabajado durante la última semana con el Ministerio de Salud Pública (MSP), el grupo de científicos que trabaja asesorando al presidente de la República y al Poder Ejecutivo y con la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP)", declaró Germán Cardoso, ministro de Turismo de Uruguay.

En ese contexto, algunos puntos relevantes incluyen: respetar la distancia mínima de seguridad entre las personas, que es de 2 m. en espacios públicos.

En el caso de piscinas cubiertas, la distancia mínima referida es de 6 m. por persona o grupo familiar, en el caso de las piscinas al aire libre, la distancia mínima es de 4 m. por persona o grupo familiar, y el uso de los vestuarios estará prohibido.

Por otra parte, los operadores sugieren la adquisición de entradas de forma anticipada en los casos donde sea posible, así como abonar mediante el uso de medios de pago electrónicos.

La presencia de productos sanitizante para manos,en área de ingreso a los centros termales, así como también en la entrada de los baños.

Se previene a las personas mayores de 65 años y con enfermedades preexistentes de no concurrir a los centros.

Se deberá medir la temperatura corporal antes de permitir el ingreso a los parques y en lo que respecta a la exposición de los usuarios en cada sesión en las piscinas, el tiempo será limitado.

Postea en tu Facebook

notas de tapa