cepo

Nuevas restricciones al dólar turista

El Gobierno define mayores restricciones para el dólar turista. Aunque el turista cuesta $266 contra $ 145 el industrial, Sergio Massa lo llevaría a $ 300.

"Estamos trabajando en medidas sobre el turismo en el exterior", reconocieron desde el entorno de Sergio Massa, ministro de Economía; así como aseveraron que el objetivo principal es priorizar las reservas del BCRA para la producción, y “no para pagar un hotel en Qatar ”. ¿Qué pasará con el dólar turista?

De hecho, y a viva voz, advierten que un factor clave a la hora de frenar la sangría de divisas es contener los gastos de los argentinos en el exterior. Barajan una serie de medidas sobre el "dólar turista", para así cumplir, además, con los compromisos con el FMI.

En este contexto, la medida se viene postergando y por momentos parece caer. El Gobierno suele sorprender con medidas impensadas pero en este caso el que quedó en el cepo es el flamante ministro de Economía Sergio Massa.

El dolar turista o dolar tarjeta está incrementado por el Impuesto para una Argentina Inclusiva y Solidaria (PAIS), reglamentado por la Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva como resultado de la emergencia pública en el año 2019 y por la RG 4815/20 y la RG 5232/22 de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) que elevó la percepción de Ganancias al 45%. Esto ya le pone un cepo a las potestades del Poder Ejecutivo.

En otro rubro se encuentra la pretensión de control sobre las tarjetas de crédito cuyo lobby en la defensa del marco legal que las posicionan entre las mas rentables del mundo se ha demostrado intocable.

Otro ítem es el relato sobre el costo fiscal de los viajes al exterior: los turistas y los consumidores de productos en el exterior pagan un dolar de $ 265.- que es un tipo de cambio considerado alto por los mismos funcionarios. Pruebas al canto son los vuelos de Aerolíneas Argentinas a rutas totalmente emisivas como el mismo Mundial de Fútbol. Los industriales por su cuenta reclaman un dólar de $ 150.-, a pesar que luego para los costos lo calculan al MEP que por momentos es el doble.

Para terminar con las contradicciones queda el resultado del MULC, sistema objetado hasta el hartazgo por Faevyt porque en la misma bolsa se encuentran los gastos turísticos y otros que responden a compras de productos o argentinos residiendo en el exterior. A pesar de lo cual se sigue mencionando como resultado turístico.

Al respecto, y en el país de los relatos y la manta corta, desde Casa Rosada insisten en que los dólaresque se lleva turismo” son los que le faltan a la industria.

Te puede interesar: ¿Nace el dólar Qatar?

El reclamo de CAME y UIA

Cabe recordar, que días atrás desde representantes del sector productivo, como UIA y CAME, que sí afrontan restricciones para la importación de insumos y maquinaria, le están exigiendo a la administración de Alberto Fernández que tome alguna medida para frenar la salida de reservas del Banco Central por la vía del turismo en el exterior y otros gastos en dólares con las tarjetas de crédito.

Por su parte, la cotización actual del dólar turista tendría las horas contadas y la reacción de los empresarios turísticos llegó demorada.

Desde las gremiales admitieron que les faltó “hacer lobby” contra la arremetida industrial; al tiempo que recordaron que el dólar turista tiene una carga aproximada del 75% respecto al valor de la divisa de referencia para importar.

Asimismo, volvieron a criticar la falta de comprensión del Gobierno respecto a los gastos turísticos en el exterior; y, aunque prevén que las ventas se frenarán, aseguran que la medida no resolverá el problema de fondo.

Dólar turista: el Gobierno limitará los viajes al exterior

Para contener el desequilibrio cambiario, en el borrador de las distintas medidas analizadas por el Gobierno sobre el dólar turista aparecen:

  • Volver a aumentar el impuesto que se retiene a cuenta de Ganancias y Bienes Personales, que en principio era del 35%, y hace unas semanas pasó al 45% para gastos en el exterior. Ahora pasaría al 52%.
  • Incrementar la alícuota sobre el impuesto PAIS. Se estima que el gravamen podría pasar del 30% al 38%; mientras que algunos economistas vaticinan que la imposición llegará al 50%. Esta posibilidad requeriría de la aprobación del Congreso, por ende, es poco probable que se lleve a cabo.
  • Obligar a quienes tengan gastos en dólares a comprar esas divisas en el Mercado Electrónico de Pagos (MEP). Sería en una operación que ya se encuentra regulada en el sistema financiero y que es frecuentemente utilizada por los bancos.
  • Desdoblamiento cambiario: aunque históricamente fue una medida rechazada por la Casa Rosada, el desdoblamiento cambiario es una oficialización de los múltiples tipos de cambio que conviven hoy en la economía argentina. De esta manera, los turistas extranjeros que visitan Argentina podrían pagar sus gastos directamente con la tarjeta de crédito y esos dólares impactarían directamente en las reservas del Banco Central.

De esta manera, se acercaría el dólar turista a los $ 290; mientras que actualmente, la brecha entre el blue y el dólar turista se encuentra entre $ 280 vs. $ 264, respectivamente.

Empresarios en pie de guerra y mea culpa institucional

Si el Gobierno intenta nuevamente limitar los viajes al exterior impactará negativamente en la recuperación de uno de los sectores más golpeados por la pandemia”, afirmó un agente de viajes porteño.

En esta línea, un par suyo del AMBA recalcó que aumentar la percepción de Ganancias será perjudicial para un sector que está al límite, pero comentó: “Mientras los aéreos y hoteles nacionales estén dolarizados, los argentinos seguirán priorizando los viajes al exterior”.

Otro empresario sostuvo que “la medida contraerá las ventas solo unos días”, y añadió: “Si aumentan la percepción, la gente seguirá viajando porque sabe que, aunque pierda dinero en términos inflacionarios, a la larga recupera gran parte del gravamen”.

Por su parte, desde Faevyt volvieron a lamentar que desde el Gobierno sigan sin comprender los aspectos claves de esta industria; al tiempo que reconocen: “Hubo lobby industrial y las instituciones no supimos contrarrestarlo. Todos sabemos que el dólar industrial no es el mismo que el turista”.

En sintonía, afirman que el Gobierno no resolverá el problema de los dólares limitando los viajes al exterior e instan para que se tomen medidas de fondo. “Hay que tomar medidas que incentiven realmente la liquidación del turismo receptivo en el mercado formal”, enfatizaron.

A su vez, repitieron que “la confusión del Gobierno es que contempla todos los ítems realizados con tarjeta en moneda extranjera, los cuales tienen relación con el comercio online y no con la industria de viajes”.

De esta manera, desde la Federación señalaron que el 75% de esas salidas de divisas corresponde a consumos en moneda extranjera hechas a través de compras online en buena medida.

Radiografía cambiaria, según el BCRA

Pese al cepo cambiario cada vez más restrictivo y frente a la crisis actual, el interés de los argentinos sobre las compras de dólar ahorro crece. En los primeros siete meses del año se demandaron unos US$ 2.000 millones por atesoramiento del "dólar ahorro".

Por su parte, en este mismo período, los pagos de viajes, pasajes y gastos con tarjeta de personas y empresas sumaron US$ 4.116 millones.

Desde el Gobierno estiman que, con la demanda actual, el año se encamina a terminar con pérdidas de aproximadamente US$ 7.500 millones por concepto de viajes y gastos con tarjeta.

Como contraparte enfatizan que este éxodo de divisas no se compensa con el ingreso de moneda extranjera proveniente de los turistas que ingresan al país, que en la mayoría de los casos prefieren acudir al mercado de cambios paralelo.

En detalle, U$S 2.000 millones de divisas por turismo internacional habrían ingresado al país durante los primeros ocho meses de 2022.

El plan del MinTur para traer divisas

Somos conscientes de que tenemos una ventaja coyuntural y sería una tontería no aprovecharla”, habían enfatizado desde Suipacha 1111, para agregar que el actual modelo donde los visitantes extranjeros puedan liquidar los dólares al MEP, tanto en bancos como en casas de cambio, tiene buena aceptación entre los turistas, pero es insuficiente para cortar la sangría.

En este sentido, hicieron fuerza para que el Gobierno ponga en marcha un mecanismo donde sean las tarjetas de crédito las que contarían con un tipo de cambio diferencial.

“De esta manera, fomentaríamos las compras a través de los plásticos y las divisas ingresarían de manera directa al mercado formal ”, explicaron.

Vale recordar, que la apertura de cuentas bancarias especiales para los turistas extranjeros, los aumentos en la percepción de Ganancias y Bienes Personales, y la posibilidad de cambiar los dólares en las casas de cambio a la cotización del dólar MEP, fracasaron y no lograron traer las operaciones de divisas al mercado formal.

“No se aceptan pagos en pesos de servicios en el exterior”

Tal como sucedió hace unos meses tras la salida de Martín Guzmán del Gobierno, las agencias de turismo y los mayoristas frenaron las ventas ante la incertidumbre cambiaria.

Asimismo, y por temor a ir a pérdida ante una devaluación repentina, varios prestadores de servicios turísticos al exterior dejaron de aceptar pagos en pesos.

Preferimos no vender o tomar compras en dólares, porque de esa forma nos aseguramos no perder dinero”, simplificaron desde el sector.

En números

  • $ 290 sería, aproximadamente, la cotización del dólar turista tras los inminentes anuncios.
  • 52% sería la retención a cuenta de Ganancias y Bienes Personales.
  • 38% correspondería a la alícuota sobre el impuesto PAIS. Para algunos la imposición llegaría al 50%.
  • US$ 7.500 millones serían las pérdidas por concepto de viajes y gastos con tarjeta en el exterior durante 2022, según el Gobierno.
  • U$S 2.000 millones ingresaron por concepto de turismo internacional durante los primeros ocho meses del año.
  • 15% del total de las divisas que ingresan al país corresponderían al mercado formal.

Dejá tu comentario

notas de tapa