COVID-19

Hoteles de la Ciudad: menos restricciones pero menos demanda

Ciudad habilitó el uso de los espacios comunes en hoteles, al 30% de su capacidad; pero desde Ahrcc alertan que el problema hoy es la falta de demanda.

Ante el descenso de los casos y de la ocupación de camas de terapia intensiva, el Gobierno de la Ciudad anunció una serie de medidas para los hoteles que comenzaron a regir desde el 9 de julio.

¿Cuáles son las nuevas habilitaciones para los hoteles de la Ciudad?

Una de ellas es que se habilitó el uso de los espacios comunes en hoteles, al 30% de su capacidad. Además, y tal como había anunciado Horacio Rodríguez Larreta, el jefe de Gobierno Porteño, el 12 de julio volvió a estar habilitado el Turismo de Reuniones, con un aforo del 20% al 30% según las dimensiones del salón.

Por otra parte, el jefe de Gobierno Porteño informó en conferencia de prensa que “de cara a las de vacaciones de invierno se reforzaron los testeos para las personas que quieren disfrutar de Buenos Aires de manera cuidada. Desde el 12 de julio los turistas pueden testearse sin turno, tanto al ingresar como al salir de la Ciudad, en cinco nuevos centros de testeo. Dos son unidades móviles que van recorriendo las principales zonas turísticas y tres son fijos y funcionan en los Centros de Atención al Turista de Recoleta, Retiro y Palermo”.

Embed

Hoteles: la crisis continúa

Consultada sobre el nuevo escenario que abre estas nuevas habilitaciones para los hoteles de la Ciudad, Gabriela Akrabian, presidenta de la Cámara de Hoteles de Ahrcc, expresó: “Más allá de las flexibilización de las restricciones, el principal problema del sector hoy es la falta de demanda; tanto internacional por los controles de ingresos en la frontera, como interna por la caída del poder adquisitivo. La ocupación hoy sigue promediando el 10% y el 15%, en un destino en el que están cerrados el 60% de los hoteles”.

En cuanto a las expectativas de reactivación para las vacaciones de invierno, analizó: “Hoy las reservas son muy pocas. Primero porque los viajeros hoy buscan destinos en contacto con la naturaleza; segundo, porque no hay previsibilidad y es difícil saber si no se sumarán más restricciones ante el avance de la variante Delta; y tercero, porque hay una caída del poder adquisitivo”.

Finalmente, la dirigente volvió a poner el acento en la crisis financiera que atraviesa el sector. “La situación de la hotelería es crítica y no vemos un plan de salvataje consistente para sostener a la actividad. Hay ayudas que son un paliativo, que se van modificando según avanza la pandemia y nos obliga a estar mes a mes cumpliendo con requisitos burocráticos. Sentimos que estamos mendigando y sabemos que esta situación no va a mejorar hasta marzo de 2022 para los hoteles de la Ciudad”, comentó.

Temas relacionados

notas de tapa