INFORME ESPECIAL

Cruceros: claves de la esperada recuperación

Tras atravesar la crisis económica más difícil de su historia, la industria de cruceros toma carrera: ya hay cerca de 270 barcos navegando alrededor del mundo.

En 2019 la industria de cruceros aportó a la economía global US$ 154,5 mil millones y fue responsable por más de 1,8 millones de puestos de trabajo. Números bien auspiciosos que venían en alza hacía 10 años, motorizados por un crecimiento anual del 49% en América del Norte y un 53% en Europa. Hasta que se desató la pandemia.

Hoy, tras un prolongado y desgastante intervalo que incluyó la repatriación de más de 100 mil tripulantes diseminados por el planeta, la industria vuelve a ponerse de pie. En este continente la primera compañía en emprender la aventura fue Royal Caribbean International, que a fines de junio zarpó con el Celebrity Edge desde Puerto Everglades (Ft. Lauderdale) hacia el Caribe con su tripulación totalmente vacunada contra la pandemia, así como la gran mayoría de sus pasajeros.

Paralelamente, los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDCs, por sus siglas en inglés) dieron a conocer un comunicado en que se comprometían a “trabajar con las líneas de cruceros para asegurar que las operaciones están correctamente planificadas para reducir el riesgo de transmisión de Covid-19 entre tripulantes, pasajeros y personal de puertos”.

Caitlin Shockey, portavoz de los CDCs, añadió que la agencia y los directivos de las diferentes compañías de cruceros se habían reunido varias veces para analizar cómo serían las condiciones de los viajes. “No existen obstáculos adicionales para reanudar la navegación a mediados del verano”, precisó la funcionaria.

En el mundo, tras la inesperada pausa de mediados de marzo de 2020, en julio siguiente se restituyeron operaciones en ciertas partes de Europa, Asia y el Pacífico Sur. De hecho, estas regiones totalizaron cinco meses después más de 200 salidas.

En Europa, el primer barco que regresó a los mares fue el MSC Grandiosa, que el 16 de agosto del pasado año inició desde el puerto italiano de Génova un programa de siete días por el Mediterráneo. Según CNN, el navío operó con aproximadamente el 60% de su capacidad, que totaliza 6.300 plazas.

Pero en las Américas la industria debió esperar mucho tiempo más.

Primer crucero del mundo que se atreve a navegar en pandemia

Números en alza

Pasada la peor parte de la tormenta comienza a salir el sol. De acuerdo a una encuesta de CLIA (Asociación Internacional de Líneas de Cruceros, por sus siglas en inglés) determinó que el 74% de quienes han tomado un crucero previo a la pandemia volverán a hacerlo en los próximos años; que dos de cada tres de ellos lo harán en un año; y que el 58% de los vacacionistas internacionales que nunca hicieron un crucero están dispuestos a experimentarlo en estos años.

Por parte de las empresas, sobresale el compromiso de invertir US$ 23,5 mil millones en barcos equipados con nuevas tecnologías y combustibles que reduzcan la huella de carbono. El objetivo apunta a reducir las emisiones en un 40% en 2030 con relación a 2008. Además, hay 24 barcos proyectados y en construcción de aquí a 2027 que estarán impulsados por gas natural licuado.

Con la reactivación del negocio no solo ganan las navieras: el regreso de los cruceros también significa una gran inyección económica para los puertos involucrados en las operaciones. Así, la llegada de grandes barcos que en algunos casos no eran bien vistas por la gentrificación, son ahora más que bienvenidos.

Tal es el caso de Barcelona, que a fines de junio pasado y tras 15 meses de restricciones, vio llegar al MSC Grandiosa con unos 2.000 pasajeros a bordo, mayormente italianos. Una ciudad que en 2019 recibió a más de 3,1 millones de cruceristas, convirtiéndose en el primer puerto de Europa y cuarto en el mundo en la materia (después de Miami, Puerto Cañaveral y Ft. Lauderdale).

Esta industria no es para nada desdeñable para la capital catalana: genera cerca de 9.000 puestos de trabajo y aporta € 562 millones a la economía local.

Vale recordar que Barcelona había firmado un acuerdo para ordenar la actividad, limitando las recalas a siete terminales para reducir las emisiones de los barcos y el impacto medioambiental a largo plazo.

También en España, el puerto de Cádiz registró en octubre pasado un récord con 53 recaladas. El mejor registro hasta la fecha era de 48, en mayo de 2019. Fueron 51.128 cruceristas que, según datos de la Junta de Andalucía, realizan un gasto medio diario de € 40,6.

Mejores horizontes

En la actualidad, a varios meses de la reanudación de la gran mayoría de las operaciones de cruceros alrededor del mundo, la industria vuelve a exhibir rostros felices. CLIA (Asociación Internacional de Líneas de Cruceros), expresó días atrás su satisfacción por cambios que el gobierno estadounidense ha realizado sobre protocolos de navegación que conducen a una transición sin problemas cuando la Orden de Navegación Condicional (CSO) llegue a su fin el 15 de enero próximo.

“Los protocolos de la industria de cruceros son únicos en su enfoque para monitorear, detectar y responder a casos potenciales de Covid-19. Como resultado, los cruceros oceánicos miembros de CLIA navegan hoy con algunos de los niveles más altos de mitigación de Covid-19 de cualquier industria”, sostuvo la entidad en un comunicado.

Los mencionados protocolos incluyen la totalidad de pasajeros y tripulantes testeados previo al embarque y, ya a bordo, la obligación de utilizar mascarillas faciales en las áreas públicas y mantener el distanciamiento social, y la máxima ventilación posible en espacios cerrados. En las excursiones terrestres también se siguen normas estrictas de bioseguridad, pudiéndosele negar el regreso a bordo a quienes las violen.

Como ejemplo de los nuevos protocolos, la prensa recuerda el caso de un pasajero que en el segundo viaje del MSC Grandiosa dio positivo en un test rápido durante el proceso de preabordaje, resultado posteriormente confirmado tras una prueba secundaria de hisopado molecular. Ante tal circunstancia, él, como así también otras 14 personas que lo acompañaron hasta Génova en un viaje en furgoneta, no pudieron iniciar la travesía (los gastos del caso se activan a través de una póliza de seguro obligatoria que impone MSC Cruceros a sus pasajeros).

Al respecto, Ken Muskat, vicepresidente ejecutivo de MSC Cruises USA, subrayó: “El reinicio de los cruceros del MSC Grandiosa ha dado algunas pruebas de que la implementación de los nuevos protocolos pueden ser una burbuja protectora y saludable”.

Nuevas experiencias

De la mano de los últimos adelantos tecnológicos, la industria de cruceros presenta batalla a la pandemia restringiendo lo más posible los contactos entre tripulantes y pasajeros.

Las apps son, en este sentido, una de las herramientas más útiles y novedosas. A través de ellas, los huéspedes pueden enviar mensajes a cualquier otra persona a bordo, reservar lugares para cenar o en el spa, y hasta encontrar instrucciones sobre cómo encontrar el mejor camino para llegar al camarote. La tecnología portátil también permite abrir el camarote desde el teléfono celular, pagar un consumo e incluso pedir un trago o algo de comer desde la comodidad de una reposera.

Otras soluciones innovadoras son, en algunos barcos, la iluminación inteligente personalizada y la transmisión entre dispositivos electrónicos.

Royal Caribbean, por ejemplo, lanzó mejoras en su aplicación que incluirán la opción Muster 2.0 que simplifica el tradicional simulacro de emergencia, proceso originalmente pensado para grandes grupos de gente, haciéndolo más rápido, cercano y personal. Además, la naviera informó que está trabajando en colaboración con MyVoiceTravel para lanzar la herramienta en conjunto con Alexa.

Atento a las nuevas necesidades, la app de Royal Caribbean permite elegir la hora de embarque, hacer reservas para restaurantes y espectáculos, y realizar recorridos virtuales, entre otros beneficios.

“Estamos convencidos de que la tecnología se ha convertido en un factor fundamental para mejorar la experiencia de los viajeros, pero también somos conscientes de que gracias a ella podemos, incluso, generar una mejor experiencia de viaje mucho antes de que nuestros clientes aborden alguno de los barcos de la compañía”, manifestó Alberto Muñoz, vicepresidente de Royal Caribbean para Latinoamérica y el Caribe, quien añadió: “La tecnología nos está ayudando no solo a simplificar muchos de los procesos que antes solían tomar tiempo, sino también a encontrar una forma para mantenernos cerca de nuestros clientes y socios de negocios”.

Lo que vendrá

En medio de la reactivación de la industria de cruceros, sobresalen los anuncios de nuevos barcos que llegarán con propuestas cargadas de creatividad.

El primero de los seis navíos que integrarán la nueva clase Prima de Norwegian Cruise Line, el Norwegian Prima (142,5 mil toneladas brutas y capacidad para 3.215 pasajeros), que lleva un récord de ventas, contará con un teatro de tres niveles que en medio de los espectáculos se transformará en discoteca; una pista de carreras estilo karting de 420 m. de longitud para 15 conductores con varios giros; y The Drop, el primer tobogán de caída libre en seco del mundo, con un descenso de 10 pisos que alcanzará altas fuerzas G. El Prima realizará su primera travesía en agosto de 2022.

Norwegian Prima.png
Render del Norwegian Prima, innovador crucero que aún sin ser botado ya acusa un récord de ventas.

Render del Norwegian Prima, innovador crucero que aún sin ser botado ya acusa un récord de ventas.

Al respecto, Harry Sommer, presidente y CEO de la compañía, apuntó: “No solo estamos mejorando la experiencia del huésped; estamos presentando una variedad de entretenimiento y actividades a bordo que cuentan con el factor sorpresa que tanto se anhela en unas vacaciones de crucero tan esperadas”.

Disney Cruise Line es otra empresa que, fiel a su filosofía, promete auténticas innovaciones en alta mar. Será en el Disney Wish (144 mil toneladas brutas; 1.254 camarotes), que debutará en junio de 2022 navegando hacia el Caribe con Puerto Cañaveral como cabecera.

¿Sus novedades? El AquaMouse, un tobogán de agua suspendido de 230 m. con efectos especiales de luz y sonido; una suite de 185 m² inspirada en la película Moana construida en la chimenea delantera del navío; y la experiencia interactiva Disney Uncharted Adventure, que a través de una aplicación transformará los dispositivos móviles en un “catalejo encantado” que transportará a los pasajeros a los mundos de Moana, Tiana, Peter Pan, Nemo y otros personajes clásicos de la compañía.

“A bordo del Disney Wish tendremos la increíble oportunidad de sumergir a nuestros huéspedes en el mundo de sus historias favoritas de una forma nueva, sorprendente, interactiva y completamente única”, explicó Davey Feder, gerente de Productos de Software de Walt Disney Imagineering. "Y con Disney Uncharted Adventure, agregó, estamos poniendo el poder en sus manos para convertirlos en héroes de una gran aventura que solo se podrá experimentar en un crucero de Disney".

Disney Wish.jpg
El AquaMouse que tendrá el Disney Wish, una de las novedades de DCL para el año entrante.

El AquaMouse que tendrá el Disney Wish, una de las novedades de DCL para el año entrante.

Destinos lejanos (y no tanto)

En el marco de la “nueva normalidad” y en busca de innovar y sorprender al mercado, surgen nuevos itinerarios, muchas veces pensados para un mercado que, como “venganza”, quiere irse lejos para olvidar las penurias de la pandemia.

La respuesta de Royal Caribbean International es el recientemente presentado Ultimate World Cruise, programa de 274 noches que recorrerá más de 150 destinos en 65 países. La travesía la emprenderá el Serenade of the Seas, nave con capacidad para 2.476 pasajeros en 1073 camarotes.

Ultimate World Cruise | Only on Royal Caribbean

La partida está prevista para el 10 de diciembre de 2023 desde Miami, puerto al que regresará el 10 de septiembre del año siguiente. Hay opciones para comprar el programa completo o en segmentos, propuesta que se divide en cuatro paquetes: América y Antártida, Asia-Pacífico, Oriente Medio y Mediterráneo, y Europa.

El precio del itinerario completo comienza en US$ 60.999 por persona en un camarote interior.

Oceania, en tanto, se apresta a iniciar el Around the World in 180 Days, programa que comenzará el 6 de enero próximo en Los Ángeles a bordo del Insignia (30.200 toneladas; 684 pasajeros) para finalizar el 5 de julio en Nueva York. Las recaladas tendrán lugar en Hawaii, Polinesia, Nueva Zelanda, Japón, Tailandia, Sudáfrica y Londres, por nombrar algunos destinos.

Las tarifas arrancan en US$ 118.900 en un camarote interior y se extienden hasta US$ 330.998 para la Owner´s Suite.

Pero claro está, no todos tienen la billetera y el tiempo suficiente para darse ese lujo. Más cerca y accesibles están las islas privadas que varias navieras poseen en el Caribe. Lugares que proponen diversión, paz y naturaleza que en tiempos pospandemia adquieren mayor relevancia.

Pueden ser, entre otros, Castaway Cay (Disney), Perfect Day at CocoCay (Royal Caribbean) y Great Stirrup Cay (NCL).

Conclusiones

Si bien está claro que pasará un tiempo hasta alcanzar los 29,7 millones de pasajeros transportados a nivel global en 2019 por las navieras asociadas a CLIA, los pronósticos a corto plazo son alentadores.

“A medida que pasamos la página 2020, los informes sobre el estado de la industria de cruceros destacan el progreso que hemos logrado en los últimos 12 meses y subraya el liderazgo de la industria de cruceros y su constante impulso para innovar y liderar el camino en turismo”, declaró Kelly Craighea, presidenta y CEO de la Asociación.

Hay 20 nuevos barcos navegando por los mares del mundo sobre un total de 270, las encuestas indican que la gente quiere y comienza a acompañar el proceso de recuperación y al canal de distribución le interesa reflotar el negocio. La combinación es perfecta.

  • Los nuevos barcos de 2021
    AIDACruise - AIDAcosma
    Atlas Ocean Voyages - World Navigator
    Aurora Expeditions - Sylvia Earle
    Costa Cruises - Costa Toscana
    Coral Expeditions - Coral Geographer
    Crystal Expedition Cruises - Crystal Endeavor
    Emerald Waterways - Emerald Azzurra
    Hapag-Lloyd Cruises - Hanseatic Spirit
    Holland America Line - Rotterdam
    MSC Cruises - MSC Virtuosa
    MSC Cruises - MSC Seashore
    Ponat Yacht Cruises - Le Commandant Charcot
    Royal Caribbean Int. - Odyssey of the Seas
    Scenic Luxury Cruises - Scenic Eclipse II
    Sea Cloud Cruises - Sea Cloud Spirit
    Seabourn - Seabourn Venture
    Silversea Cruises - Silver Dawn
    Swan Hellenic - Minerva
    Tradewind Voyages - Golden Horizon
    Virgin Voyages - Valiant Lady

  • El impacto del Covid-19 en la industria de cruceros
    Según CLIA, la pandemia –y su subsecuente pausa– tuvo un “impacto devastador” en la industria de cruceros. Entre marzo y septiembre de 2020, las pérdidas pueden resumirse en los siguientes guarismos:
    -US$ 77.000 millones en la actividad económica global
    -518.000 puestos de trabajo
    - US$ 23.000 millones en salarios

Dejá tu comentario

notas de tapa