CRISIS DEL TURISMO

Postales de una frágil y desigual reactivación turística

Según OMT, mientras que la reactivación turística doméstica avanza, los viajes internacionales siguen afectados por la variante Delta y nuevas restricciones.

“Los viajes internacionales están remontando lentamente, aunque la reactivación turística sigue siendo muy frágil y desigual”, resume el último Barómetro de la Organización Mundial del Turismo (OMT).

Reactivación turística en dos ritmos

La crisis del turismo internacional no da tregua. La creciente preocupación por la variante Delta del virus ha expuesto la fragilidad y volatilidad de la tímida reactivación turística, al punto que varios países han decidido reintroducir medidas restrictivas. A esto se suma la falta de información clara sobre los requisitos de entrada, que ha provocado -incluso- que muchos viajeros se vieran bloqueados en las fronteras al intentar ingresar a algunos destinos que no reconocían algunas vacunas o lotes.

Leer más sobre los bloqueos a turistas en este link

Todas estas situaciones seguirán siendo un lastre para la esperada reanudación de los viajes internacionales durante la temporada de verano del hemisferio norte. La esperanza, según OMT, es que “los programas de vacunación en todo el mundo, junto con la moderación de las restricciones para los viajeros inoculados y el uso de herramientas digitales como el certificado Covid de UE, contribuyan a la normalización gradual de los viajes”.

La desigualdad en la reactivación turística

Además de la fragilidad, otro adjetivo que define la reactivación turística en ciernes es la disparidad. Por un lado, entre segmentos. Claramente el turismo doméstico empezó una reactivación más sólida, especialmente en los países que tienen grandes mercados internos. Por caso, la capacidad aérea en vuelos nacionales de China y Rusia supera ya los niveles previos a la crisis, mientras que los viajes internos en Estados Unidos están aumentando aún más que en la prepandemia.

Otra expresión de la desigualdad se da entre regiones. Lo cual se relaciona, por un lado, con la mayor o menos flexibilidad de las medidas de los gobiernos y, por el otro, por la cercanía a grandes mercados emisores.

Por ejemplo, en junio el número de destinos con las fronteras completamente cerradas se redujo a 63 (desde los 69 de febrero), pero 33 de ellos están en Asia y el Pacífico, la región con el mayor declive en los arribos internacionales. En tanto que solo siete están en Europa, la región con menos restricciones de viaje vigentes en la actualidad y donde las expectativas son mejores.

Por otro lado, el Caribe registró los mejores resultados relativos de todas las subregiones del mundo durante mayo de 2021. Esto se vio impulsado por los crecientes viajes desde Estados Unidos a destinos del Caribe y América Central, así como a México.

¿Para cuándo la reactivación turística?

Cuando OMT consultó a los expertos sobre cuándo el turismo internacional volverá a los niveles prepandemia, menos del 1% dijo que esperaba que eso sucediera en 2021 y apenas un 14% lo prevé para 2022. Casi la mitad considera que ese objetivo se alcanzará recién en 2024 o después.

Embed

La clave es la confianza

“Para restablecer la confianza y reiniciar el turismo será esencial acelerar el ritmo de vacunación en todo el mundo y trabajar en la coordinación y comunicación efectivas sobre unas restricciones de viaje en constante cambio, impulsando a la vez las herramientas digitales para facilitar la movilidad”, afirmó el secretario general de OMT, Zurab Pololikashvili.

omt recuperacion turística julio.jpg
Escenarios OMT de recuperación turística para 2021.

Escenarios OMT de recuperación turística para 2021.

Los últimos números de la crisis del turismo

Bien entrados en el segundo año de la mayor crisis de la historia del turismo, los números de 2021 siguen siendo catastróficos. Entre enero y mayo, las llegadas de turistas internacionales fueron un 85% inferiores a las de 2019 (y 65% inferiores a las de 2020), según muestran los datos de OMT.

De este modo, durante los cinco primeros meses del año los destinos mundiales registraron 147 millones menos de llegadas internacionales que en el mismo periodo de 2020, o 460 millones menos que en 2019.

Embed

notas de tapa