Inicio
Actualidad
Parques Nacionales

La desidia de Javier Milei compromete el futuro de Parques Nacionales

El futuro de Parques Naciones sigue siendo una incógnita. Trabajadores advierten que el 31 de marzo se vencen cientos de contratos. Movilizaciones afectarían las travesías durante Semana Santa.

A más de 100 días de la asunción presidencial de Javier Milei, el futuro de Parques Naciones sigue siendo una incógnita. Trabajadores advierten que el 31 de marzo se vencen cientos de contratos. Los reclamos y las marchas podrían comprometer las travesías durante Semana Santa.

Asimismo, y sin una persona al frente de la Administración de Parques Nacionales y vigente el DNU 70/23 que derogó las leyes de Tierras Rurales, Bosques y Glaciares, desde el organismo denunciaron que la “acefalía” incide en el normal funcionamiento.

“Las autoridades dijeron que mañana (miércoles 27 de marzo) se efectivizan los despidos. No precisaron qué cantidad de personas, pero sí confirmaron que habrá despidos y que habrá una reestructuración de Parques Nacionales para llegar a diciembre de este año con el 50% del personal. Es decir, solo 900 empleados aproximadamente, solo los de planta permanente”, declaró una trabajadora del Parque Nacional Lanín.

Cabe destacar que en los 55 parques nacionales de Argentina trabajan actualmente más de 2.200 personas; mientras que son alrededor de 1.200 los trabajadores comprometidos, entre los que se cuentan administrativos, técnicos y brigadistas de incendios forestales.

Por su parte, desde el Gobierno ratificaron que habrá cesantías, pero no informaron la cifra final. No obstante, y según La Nación se estima que “entre el 15% y el 20% de los contratos” no se renovarán a fin de mes. El dato oficial preciso se conocerá recién con las liquidaciones de abril.

Te puede interesar

Daniel Scioli desmiente el fin del turismo social, y explica por qué cerraron Chapadmalal y Embalse

Despidos en Parques Nacionales: cortes y movilizaciones comprometen la Semana Santa

Luego de que los trabajadores del Parque Nacional Lanín cortasen la ruta 40 -tomaron el edificio de la intendencia del área protegida-, para los próximos días está previsto el cierre de algunos parques nacionales, entre ellos, Iguazú, Talampaya y Los Glaciares.

Asimismo, en el caso de Lanín y el Nahuel Huapi, con múltiples accesos a cada uno, los cierres se harán por seccionales.

La intención en todos los casos es visibilizar la problemática de los despidos”, indicaron desde APN, para agregar: En Parques Nacionales no sobra nadie. No somos la casta”.

Asimismo, enfatizaron que la “motosierra” es para el cortafuegos, no para el personal; al tiempo que reconocieron que seguirán las marchas y movilizaciones durante este Jueves Santo y Viernes Santo.

Trabajadores de Parques Nacionales reclaman garantías laborales

Los inminentes despidos implican que se pierda la operatividad en cada una de las áreas protegidas”, explicaron los trabajadores de los Parques Nacionales, para aclarar: “Nuestras tareas son fundamentales para la gestión y la conservación de las áreas protegidas, el ambiente y el desarrollo local de las ciudades cercanas. Trabajamos en un organismo del Estado nacional con la convicción de que nuestra función aporta al cumplimiento de los derechos de la sociedad toda”.

En este orden, detallaron que en el Parque Nacional Los Glaciares (Zona Norte) se encuentra sin brigadistas propios para dar respuesta a emergencias e incendios, “situación preocupante que se puede volver definitiva si no se renuevan los contratos ya vencidos, y no se generan nuevos para aumentar la cantidad de personal”.

Por su parte, en el Parque Nacional Islas de Santa Fe indicaron que 15 de los 20 trabajadores tienen contratos, incluyendo a personal administrativo, técnicos y brigadistas. "Sin este personal, no hay posibilidad de mantener un parque nacional ni mucho menos pensar en la conservación integral de nuestro patrimonio natural y cultural", manifestaron al portal Rosario3.

A su turno, Damián Domínguez, guardaparques del Parque Nacional El Palmar, puntualizó: "En nuestro caso todavía estamos trabajando todos, por suerte, pero los compañeros que están contratados, que en el caso del Parque Nacional del Palmar son más del 50%, tenían contratos que eran anuales hasta el año pasado, y ahora se los bajaron a trimestrales".

De esta manera, detalló que el 31 de marzo finalizan sus vínculos laborales y, en teoría, deberían firmar un contrato nuevo el 1° de abril, "pero nadie sabe si se van a renovar por completo, o si va a haber gente que se va a quedar sin renovaciones, que esperemos que no sea así”.

Dejá tu comentario