Inicio
General
Nota de tapa

La disputa por la sucesión de la CAT está servida

El candidato impulsado por la Ahrcc y la Fehgra, Ricardo Boente, rompió el silencio y mostró las cartas que -según él- lo llevarán a reemplazar a Oscar Ghezzi tras seis años de mandato al frente de la entidad. Con una plataforma y de campaña por las entidades, el empresario inauguró un tono proselitista inédito para una elección en la CAT. Desde la AHT y la Faevyt insisten en quela postulación de Aldo Elías tiene el consenso mayoritario y cuestionan la jugada de su oponente.

En el anterior capítulo de House of CAT la definición de quién ocupará la presidencia de la Cámara Argentina de Turismo había quedado en suspenso cuando por unanimidad se votó pasar a un cuarto intermedio hasta el 26 de octubre. Al candidato que desde el inicio de la temporada había reunido el consenso de tres de las seis grandes entidades (los hoteleros de la AHT, las agencias de la Faevyt y las cámaras del interior en la Fedecatur), Aldo Elías, le había surgido 20 días antes de la Asamblea un oponente imprevisto. Con la nominación de los hoteleros y gastronómicos porteños (Ahrcc) y el apoyo de la Fehgra, la aparición en escena de Ricardo Boente pateó el tablero de lo que era un final cantado.
La novedad del capítulo de la semana pasada fue que Boente rompió el silencio y mostró las cartas que -según el expresidente de la Ahrcc y dirigente de la Fehgra- lo llevarán el 26 de octubre a reemplazar a Oscar Ghezzi tras seis años de mandato al frente de la entidad: "Voy a ser el próximo presidente de la Cámara Argentina de Turismo", dijo sin el menor titubeo el empresario en el marco de una conferencia de prensa en la cual se refirió por primera vez a su candidatura e inauguró un tono proselitista inédito para unaelección en la CAT. Con un canal propio en YouTube, activa presencia en las redes sociales, campaña de prensa y giras por las provincias para dar a conocer su plataforma, queda claro que su nominación no es testimonial, ni piensa utilizarla para negociar espacios de cara a la renovación de la Cámara. También se hizo evidente que Boente no tiene la intención de declinar su postulación para unirse al equipo de Elías, tal como lo había invitado públicamente el presidente de la AHT. "No creo que Aldo se baje, sino que se va a sumar. No hay un sillón para gemelos", le dijo a este medio el representante de la Ahrcc, quien previamente había señalado: "Aldo es un excelente empresario, un amigo y alguien a quien consulto y escucho. Es un valor sustantivo para la CAT y para la actividad. Por lo tanto pretendo que esté junto a nosotros para desarrollar este camino". Tanto desde la AHT como de la Faevyt piensan exactamente lo contrario,aunque a esta altura las invitaciones suenan a protocolo forzado y no hay ni en uno ni otro candidato el más mínimo resquicio de voluntad de renunciar a sus postulaciones para encolumnarse detrás de su oponente coyuntural. "¿Cómo podría yo ponerme de acuerdo y sumarme a él cuando vengo desdeoctubre construyendo un consenso de mayorías para renovar la Cámara después de seis años de mandato de otro representante de la Fehgra?" Todos sabían que yo estaba nominado. Ellos aprovechan una dilación en la elección de autoridades para presentar un candidato, señaló a La Agencia de ViajesAldo Elías, quien agregó: "Si la renovación hubiera sido en abril -como correspondía- no hubiera estado Ricardo (Boente). Y en la Asamblea del 10 de agosto tal vez sí se hubiera presentado, pero como un candidato que hasta entonces no se había pronunciado ni nadie sabía nada de su postulación".
Consultado al respecto, Boente explicó: "No es una candidatura improvisada. La Ahrcc tiene 117 años, no es una improvisación y fue ella la que me eligió. Además, no es un capricho fuera de tiempo. Nadie dijo que tal mes había que tener el nombre del sucesor o convocar a aquellos que pudieran serlo. No hubo esa instancia. Y como no la hubo, no hay improvisación. Se eligió un momento en el cual yo acepté el desafío".

 

EL PROYECTO BOENTE.
Frente al hecho de que -a priori- Elías cuenta con los votos de la AHT, la Faevyt y la Fedecatur (suman 36 votos que le dan la mayoría), la candidatura de Boente (que tiene asegurados los 12 de la Fehgra y la Ahrcc) tiene dos vías para imponerse. Lograr que el presidente de la AHT acepte secundarlo (cosa que hoy es imposible) o sumar votos entre la entidades más chicas y perforar voluntades en el bloque contrario.
Para eso el candidato de la Ahrcc apuesta a reunir adherentes en torno a una plataforma de ideas y lograr apoyo en las bases de las entidades, de manera que -en los casos que sea necesario- se revierta el sentido de los votos de las instituciones clave. "Yo creo que no va a haber votación, sino que todos a partir de escucharme y de analizar la propuesta que tengo van a entender la posición. De hecho, es la primera vez que sucede que el candidato a presidente de la CAT hable de su voluntad de trabajo, de cuál es su plataforma y presente un esquema con el sentir de cada uno de los actores.
Eso lo escribí, lo resumí en un powerpoint y es con lo cual voy a todos lados comentando mi pensamiento y escuchando el de los otros", afirmó Boente. Durante la conferencia de prensa definió su propuesta como un proyecto de escucha y diálogo, encaminado a construir una hoja de ruta que represente la voluntad de todos los actores que participan de la actividad (...) Un camino que cuando termine mi mandato quien me suceda no pueda apartarse,porque en ese libro estará reflejado el sentimiento del sector y no la voluntad de un presidente".
Dos de las propuestas centrales de Boente para la Cámara son conformar un órgano consultivo con los presidentes de todas las entidades miembros, que se reúna cada 15 días; y generar un espacio de intercambio con todos los ex titulares de la CAT. "Va a haber una conducción homogénea, donde todos compartamos el punto que tenemos que alcanzar como entidad", amplió el empresario.
El extitular de la Ahrcc expresó también: "Pediremos a las instituciones que integran la CAT los trabajadores idóneos para sumarse al proyecto de una nueva Cámara Argentina de Turismo. Queremos más desarrollo del sector: somos política de Estado; ahora queremos ser agenda de Estado".
Con un powerpoint y una valija, Boente empezó a recorrer algunas provincias para convencer a las Cámaras locales de acompañarlo (la semana pasada estuvo en Córdoba). Pero la apuesta es incluso más atrevida: "Más allá de las gestiones personales que haya hecho con cada uno de los presidentes, está la voluntad de dialogar con cada entidad. Por lo cual la Ahrcc envió notas a todas invitándolas a que me reciban. Tal vez la posición de ellas (las que apoyan la nominación de Elías) en la última asamblea haya sido porque no tenían el conocimiento de estas palabras que ahora estoy esgrimiendo". Este medio le preguntó si lo que esperaba es que las bases de las asociaciones cambiaran el voto delegado: ͞"... Voto delegado cuando había un solo candidato. Entonces, supongo que ahora harán una reunión presentándome para que cada uno conozca mi posición y mi plan de trabajo, tanto en la Fedecatur, como la Faevyt y, obviamente, en la AHT. Ellos decidirán". Del lado de enfrente, ni recibieron la carta, ni se muestran muyentusiasmados con reabrir un debate que dan por saldado (ver recuadro). Con lo cual, hasta el 26 de octubre habrá más capítulos en House of CAT.

La reacción de la lista de Elías

Consultados respecto a si habían recibido la carta de la Ahrcc pidiendo que le dieran un espacio a Boente para presentar su plataforma, los presidentes de la AHT y la Faevyt dijeron que hasta el viernes al mediodía nada había llegado con ese remitente. Pero tampoco mostraron impaciencia. "Lo único que puedo decir es que hay una Comisión Directiva que representa a los socios y en cuyo seno ya tomamos una decisión. No hay mucho más para hablar. Hay una palabra dada y un compromiso asumido con un proyecto del cual la Faevyt es parte. Yo hablé dos veces con Boente y lo invité a que haga los aportes que quiera. Lo mejor que puede pasar es que estemos todos juntos", señaló Fabricio Di Giambattista. En la AHT tampoco habían recibido correo con remitente de la Ahrcc. "Igual me parece que no tiene ningún sentido generar un espacio de esa índole en una escenario en el cual estamos tratando de agregarle un par de horas al día para terminar todo lo que tenemos que hacer", afirmó tajante Elías, quien opinó: "No sé qué podría presentar Ricardo (Boente) que la CD de la AHT pueda escuchar como verdad revelada y la lleve a decidir que no quieren que yo sea candidato sino él. No suena ni siquiera lógico". Es que en el fondo creen que no hay diferencias neurálgicas entre las propuestas, sino que lo que cayó y sigue cayendo mal son las formas en cómo se impulsaron. "Esto no es una discusión entre liberales y comunistas. No se me ocurre cuán diferentes son los planteos de Ricardo respecto de los míos. Honestamente, no creo que haya espacio para eso. Pero no le queda otra que hablar con las bases y hacerse público, cuando hasta hace una semana ni atendían a la prensa", opinó Elías. En el mismo sentido, Di Giambattista acotó: "No vengo de un repollo. Tenemos ideas de las falencias y prioridades de la entidad y sobre eso venimos trabajando hace un año".

Los últimos cinco minutos de Ghezzi como presidente

La definición de quién ocupará la presidencia de la Cámara llegará siete meses después de lo previsto por el estatuto. Lo primero que se postergó fue la convocatoria a Asamblea, que estatutariamente debería haberse realizado en abril. Desde entonces se sucedieron diversos motivos para ir estirando los plazos del actual titular de la CAT: el apoyo a la inclusión de Ghezzi en la lista de candidatos a diputados por Cambiemos, más tarde las vacaciones de invierno y finalmente el cuarto intermedio votado en agosto. Uno de los rumores que circuló insistentemente en las últimas semanas es que una vez que se vote por su sucesor se habilitaría un período de transición en el cual Ghezzi extendería su mandato otros 45 días más. Al respecto, Boente fue tajante: "En las instituciones donde participé yo tomé la conducción y el presidente anterior se fue. Esa es la transición. Son cinco minutos: se lee un acta, se vota, aplausos (o no) y asume la nueva conducción. Tan simple como eso".

En números

7 son los meses de demora tras los cuales se elegirá el sucesor de Ghezzi.

2 los candidatos a presidente que pugnarán por el cargo.

36 los votos que respaldarían actualmente la candidatura de Elías.

12 los votos que representan la Ahrcc y la Fehgra en la Asamblea de la CAT

FUENTE: la-disputa-por-la-sucesion-de-la-cat-esta-servida-

Temas relacionados

Dejá tu comentario