hasta el 30 de septiembre

El Gobierno Nacional prorrogó la prohibición de despidos y suspensiones

El Gobierno Nacional oficializó una nueva prórroga en la prohibición de despidos y suspensiones hasta el 30 de septiembre. La medida protege a los trabajadores.

En el marco de la pandemia por coronavirus, el Gobierno Nacional oficializó una nueva prórroga en la prohibición de despidos y suspensiones, por la cual las empresas no podrán echar a sus empleados sin justa causa, o por las causales de fuerza mayor o disminución de la demanda de trabajo.

La medida, que quedó establecida a través del Decreto 624/2020 y lleva la firma del presidente Alberto Fernández y todos sus ministros, será por un plazo de 60 días a partir del 1° de agosto y hasta el 30 de septiembre. El mismo “no será aplicable a las contrataciones celebradas con posterioridad a su entrada en vigencia”.

En limpio, las empresas no podrán ejercer los despidos sin causa justa ni por disminución de trabajo; al tiempo que uno de los artículos del texto oficial detalla: “Los despidos y las suspensiones que se dispongan en violación de lo dispuesto en el presente decreto no producirán efecto alguno, manteniéndose vigentes las relaciones laborales existentes y sus condiciones actuales”.

Por caso y tras aclarar que el decreto se dicta en el marco de la “emergencia pública en materia económica, financiera, fiscal, administrativa, previsional, tarifaria, energética, sanitaria y social establecida por la cuarentena obligatoria para contrarrestar el coronavirus”, el Gobierno Nacional busca proteger a los trabajadores, y esgrime: “Esta crisis excepcional exige prorrogar la oportuna adopción de las medidas de idéntica índole asegurando a los trabajadores y a las trabajadoras que esta emergencia no les hará perder sus puestos de trabajo".

Embed

En el marco de la pandemia por coronavirus, el documento revela: “Resulta indispensable continuar garantizando la conservación de los puestos de trabajo por un plazo razonable, en aras de preservar la paz social y que ello solo será posible si se transita la emergencia con un diálogo social en todos los niveles y no con medidas unilaterales de distracto laboral, que no serán más que una forma de agravar los problemas que el aislamiento social, preventivo y obligatorio, procura remediar”.

Postea en tu Facebook

notas de tapa