reactivación turística

Expectativas por la apertura de las fronteras

La apertura de las fronteras para el turismo internacional motivó a las provincias a adaptar su realidad turística y los preparativos para tener su verano.

Con protocolos sanitarios que pretenden garantizar la seguridad tanto de los visitantes como de los residentes, y siendo un paso más para que la industria tenga su verano, la apertura de las fronteras alista a Argentina para recibir turistas nacionales y regionales de manera segura y gradual.

En efecto y bajo la premisa del sostenimiento y la reactivación productiva de la actividad turística nacional, se levantó la veda al turismo internacional con el ingreso de los turistas provenientes de países limítrofes. Vale reconocer que esta resolución responde casi implícitamente a la necesidad del Gobierno de robustecer el ingreso de divisas.

A este escenario, se le suma la vocación provincial para que los destinos delimiten la temporada estival con planes de apertura, restricciones, lineamientos sanitarios y hasta previsibilidad en torno a las operaciones aerocomerciales.

En consecuencia, las incertidumbres y los resquemores de los empresarios por la pérdida de una nueva oportunidad de levantarse –en lo que va del año se les escabulló la posibilidad de comercializar la Semana Santa y las vacaciones de invierno–, comenzaron a disiparse y las expectativas de cara al verano se resetearon.

No obstante, esta luz de esperanza dependerá de la evolución de la prueba piloto de turismo receptivo en AMBA. Su comportamiento inclinará la balanza entre la inminente réplica de aperturas turísticas en otros destinos y luz verde a los vuelos de cabotaje para turismo; o derivará en restricciones de circulación más severas.

¿Cómo será la apertura del turismo internacional?

La reapertura del turismo receptivo, rubro que en los primeros ocho meses del año registró un descenso interanual de 65%, es para los turistas provenientes de países limítrofes que sean nacionales o extranjeros residentes en los mismos, y cuyo destino sea el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA).

Con una oferta cultural limitada -los teatros siguen cerrados y solo un puñado de Museos porteños operativos-, la expectativa es que los turistas viajen a Buenos Aires atraídos por la posibilidad de realizar “tours de compras” a precios más accesibles que en sus países de origen, beneficiados por el tipo de cambio. Por caso, ya sea en indumentaria, gastronomía o productos de primera necesidad, las diferencias de precios oscilan entre un 50% y 70% más económico.

En línea, el ministro de Turismo y Deportes, Matías Lammens, estimó que alrededor de 100 mil brasileños llegarán al país en las próximas semanas; mientras que calculó una estadía promedio de cuatro días e ingresos por unos US$ 200 millones. “Hay que empezar a vivir con esta nueva normalidad, a convivir con el virus, y parte de esa convivencia es darle vida a un sector tan importante como el turismo”, puntualizó.

La iniciativa de apertura de fronteras contempla que los pasajeros:

  • Presenten una Declaración Jurada.
  • Realicen un test PCR en origen con 72 horas de anticipación.
  • Estén exceptuados del aislamiento social, preventivo y obligatorio.
  • Cuenten con un seguro médico de asistencia al viajero que comprenda prestaciones de internación y aislamiento por Covid-19.
  • Ingresen y egresen, en esta primera etapa, por vía aérea y marítima a través del aeropuerto de Ezeiza y el Puerto de Buenos Aires, respectivamente. En esta primera etapa de flexibilización los pasos terrestres continuarán cerrados.
Apertura de las fronteras 2
Las incertidumbres y los resquemores de los empresarios por la pérdida de una nueva oportunidad de levantarse, comenzaron a disiparse y las expectativas se resetearon con la apertura de las fronteras para el turismo internacional.

Las incertidumbres y los resquemores de los empresarios por la pérdida de una nueva oportunidad de levantarse, comenzaron a disiparse y las expectativas se resetearon con la apertura de las fronteras para el turismo internacional.

Estrategias para llegar en forma al verano

Enfocados en la generación de certezas para oferentes y consumidores que permitan proyectar la recuperación de actividades económicas en un contexto de crisis, las provincias proponen planes con una mirada integral para la reactivación turística.

En este orden, los destinos analizan la posibilidad de avanzar con una definitiva apertura del turismo, tanto interno como nacional e internacional, para fines de noviembre o principios de diciembre.

Sin embargo y con las vacaciones cada vez más cerca, aún deben afinarse algunas cuestiones: el libre tránsito por Argentina garantizado, los protocolos sanitarios unificados y el inicio de los vuelos de cabotaje por turismo.

A subirse a la ola

Tras haber cumplido las expectativas de reapertura al turismo interno, Bariloche amplió la prueba piloto hacia Dina Huapi y El Bolsón, de manera de afianzar un corredor cordillerano; mientras que Salta propuso un proyecto a largo plazo, que comenzó con la apertura al turismo interno y continuará la semana próxima con la posibilidad de recibir turistas de Chile, Bolivia y Paraguay por vía aérea.

A su turno, la provincia de Buenos Aires determinó la obligatoriedad del uso de la aplicación “Cuidar Verano” para poder viajar a los centros turísticos de la Costa Atlántica, durante esta temporada de verano. Además, dispuso que los turistas no tendrán que realizar cuarentena obligatoria y tampoco presentar ningún test que demuestre un resultado negativo de coronavirus.

Por su parte, los argentinos que arriben a la Ciudad de Buenos Aires en plan turístico o los residentes en la Ciudad que regresen de otros países o ciudades ya saben que deben presentar una Declaración Jurada; mientras que aquellos que arriben vía aérea por Ezeiza deberán realizarse un test PCR en el aeropuerto, y quienes regresen en colectivo, los mismos análisis, pero en Retiro. Los pasajeros que lleguen en auto particular deberán realizar el análisis dentro de las 24 hs. en cualquiera de los puntos de testeo habilitados por el Gobierno porteño.

De cara a la temporada de verano, Córdoba pretende -a mitad de mes- poner en práctica la unificación de los protocolos, apertura de las rutas internas sin ningún tipo de restricción, y la habilitación del transporte terrestre y el aéreo nacional para turismo; mientras que en San Juan, el Gobierno provincial autorizó el regreso de la actividad turística interna con cupos limitados, e indicó que será cada intendente el que definirá la modalidad.

Desde estas latitudes, la ministra de Turismo de Mendoza, Mariana Juri, instó para que el gobierno provincial le pida a la Nación la habilitación del turismo internacional también por vía terrestre.

En números

  • 50% - 70% más económico son las diferencias de precios en indumentaria y gastronomía.
  • 100 mil son los brasileños que llegarían en las primeras semanas.
  • 4 serían las estadías promedio.
  • US$ 200 mil sería el impacto económico por los gastos de estos pasajeros.
  • 64 son los vuelos internacionales programados por Aerolíneas Argentinas a los países limítrofes para noviembre.

Cielo despejado

Finalmente, el Gobierno nacional avanzó hacia la apertura de los vuelos internacionales. Sobre el cierre de la semana, el Boletín Oficial publicó la Resolución N°243 del Ministerio de Transporte, que habla de los vuelos internacionales. Sin embargo, en vez de ser contundente y de hablar del restablecimiento de los vuelos, consta de apenas dos artículos. En el primero expresa: “Encomiéndase la aprobación de la programación de las operaciones de transporte aéreo internacional de pasajeros a la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC), respetando estrictamente las restricciones de ingreso al país”. El segundo artículo sólo manda a comunicar la decisión a diversas áreas del gobierno.

Temas relacionados

notas de tapa